Lo que parece.

Ha sido difícil. Comienzo ha ser suficiente para mi misma. Hay tanto por hacer, tanto por aprender, tanto por andar, Detenerme a la orilla del río del placer de los demás, es sin duda alguna un suicidio. No quiero volver a la piel de aquella que fui. Deseo recuperar algo del ayer. Toda una contradicción. A veces dolorosa. Todos dicen que vivo comparandome, no saben que son ellos mismos muy fuertes conmigo, hacen que sea muy dura conmigo. Ellos piensan que aconsejan, mas bien juzgan y no están dispuestos a ser juzgados. Estoy cansada. Estoy envenenada.


No hay comentarios.